Préstamos Familiares y el IRS

Muchas personas están felices de prestar dinero a sus seres queridos, especialmente a sus hijos y nietos. Pero antes de firmar el cheque, revise las reglas fiscales pues las consecuencias fiscales varían ampliamente según los términos del préstamo.

Un cambio pequeño en los términos puede significar una gran diferencia en los impuestos y las penalidades.

Con demasiada frecuencia, los préstamos familiares son arreglos informales. No tienen una tasa de interés ni tienen un calendario de pagos. Básicamente son notas de demanda. El pago no se debe hasta que el padre o abuelo prestatario lo exija, y eso no es probable que ocurra a menos que la situación financiera del prestamista cambie negativamente.

Eso va en contra de las normas fiscales. En un préstamo familiar, cuando no hay una tasa de interés o una tasa por debajo de la tasa mínima determinada por el IRS, se supone que los intereses que no se cobran son ingresos para el que recibió el dinero. En otras palabras, hay un ingreso por intereses imputados o un ingreso fantasma. El que prestó debe informar los ingresos por intereses a la tasa mínima determinada por el IRS como ingreso bruto, aunque no se recibe efectivo. El prestatario podría deducir la misma cantidad si califica para la deducción de intereses hipotecarios.

Además, se supone que el padre o abuelo prestamista hace una donación del interés imputado al hijo o nieto prestatario. En la mayoría de los casos, la exclusión anual del impuesto sobre donaciones es más que suficiente para evitar que el regalo tenga consecuencias fiscales. En 2019, una persona puede hacer obsequios de hasta $ 15,000 por persona sin consecuencias impositivas para obsequios bajo la exclusión anual del impuesto sobre obsequios. Una pareja casada puede donar hasta $ 30,000 conjuntamente.

Para evitar estas consecuencias impositivas, debe haber un acuerdo de préstamo por escrito que indique que se cobrarán intereses que es al menos la tasa de interés mínima determinada por el IRS para el mes en que se firmó el acuerdo. Puede encontrar la tasa mínima para el mes buscando en Internet la “tasa federal aplicable” para el mes en que se realizó el contrato de préstamo. La tasa que utilice dependerá de si el préstamo es a corto, mediano o largo plazo y de si el interés se compone de forma mensual, trimestral, semestral o anual.

La tasa federal aplicable se basa en la tasa de endeudamiento del Tesoro de los Estados Unidos para el mes. Eso significa que es una tasa baja y es probable que sea más baja de lo que el hijo o nieto podría obtener de un prestamista independiente.

Es aconsejable que el prestatario realice al menos pagos de intereses de manera regular, de lo contrario, el IRS podría argumentar que no hubo un préstamo real y que toda la transacción fue un regalo.

Hay dos excepciones importantes a las reglas de intereses imputados:
  1. Un préstamo de $10,000 o menos está exento. Haga un préstamo relativamente pequeño y el IRS no quiere molestarse con él.
     
  2. La segunda excepción se aplica a préstamos de $100,000 o menos. Se aplican las reglas de ingresos imputados, pero el prestamista puede informar los intereses imputados a la tasa federal más baja o al ingreso neto de la inversión del prestatario para el año. Si el prestatario no tiene muchos ingresos por inversiones, la excepción puede reducir significativamente la cantidad de ingresos imputados que se informan.
Para evitar problemas de impuestos con un préstamo a un miembro de la familia, asegúrese de que haya un acuerdo de préstamo escrito que indique el monto del préstamo, la tasa de interés y los términos de reembolso. La tasa de interés debe ser al menos la tasa federal aplicable para el mes en que se otorga el préstamo. Puede encontrar formularios simples de contratos de préstamo en Internet o si lo prefiere, en Tax-Bookkeeping.net estamos siempre dispuestos a ayudarle y asesorarle.

Si el préstamo requiere el pago regular de intereses, o intereses y capital, esos pagos deben hacerse y deben documentarse. Cuanto más haga que la transacción parezca un préstamo real, es menos probable que el IRS intente gravarla como algo más, como un regalo.


Un acuerdo de préstamo escrito también puede evitar cualquier malentendido entre el prestatario y su patrimonio u otros miembros de la familia después de que usted se haya ido. Su testamento debe indicar si desea que el préstamo se reembolse a su patrimonio, sea perdonado y deducido de la herencia del prestatario o tratado de alguna otra manera.

Los préstamos familiares son de amplio uso. Asegúrese de tomar los pasos adicionales necesarios para evitar problemas con el IRS.

Comentarios

Entradas más populares de este blog

¿Qué hacer si recibío un Cheque de Reembolso del IRS que no esperaba?

Cómo Cortar su Pago de Impuestos en estas Últimas Semanas del 2019

COVID-19 y Nuestros Clientes en la Oficina